Tuanys

Turismo sostenible: una elección muy Tuanys.

¿Qué te sugieren estas dos fotografías?

La primera, está hecha desde lo alto del Preikestolen, una de los sitios más populares y turísticos de Noruega; como has podido comprobar, está lleno de gente. La segunda, se trata de una vista desde lo alto del Prestholtskaret, también en Noruega. La diferencia está en que esta última no es tan conocida como el Preikestolen, y por lo tanto, no hay acumulación de turistas y puedes encontrarte gente local. Eso sí, las dos ofrecen vistas espectaculares.

Estas dos imágenes me ayudan a introducir las diferencias entre el turismo de masas y el turismo sostenible; no sólo la imagen en sí, sino, lo que viví durante las dos excursiones. Aunque cada vez hay más gente que opta por un turismo más tranquilo y respetuoso con el entorno, la realidad es que las masificaciones ganan y siguen generando mucho dinero, a la vez que tienen nefastas consecuencias para el Medio Ambiente y los destinos turísticos.

Pero, ¿cuáles son estas consecuencias?

Veamos algunos ejemplos…

Como explica Pablo Ordaz en este interesante artículo del diario El Pais, Venecia se ha convertido en un parque temático y el turismo de masas está provocando la muerte del destino. Una ciudad de tradición artesana, se ha transformado en un boulevard de tiendas de souvenirs, los cuales, como te puedes imaginar, no están fabricados en la misma ciudad. También explica que la mayoría de los apartamentos del centro histórico se están convirtiendo en alojamientos para turistas y esto provoca que los habitantes se vayan a vivir a otras ciudades. Cuando leí el artículo, en seguida me vino a la cabeza el caso de Barcelona, y las repetidas quejas de los vecinos de distritos como Ciutat Vella, para los cuales es difícil convivir con turistas poco respetuosos. A veces nos olvidamos, que donde vamos de vacaciones hay personas que siguen con su rutina diaria. Un día, un artista anónimo pintó esta línea divisoria en la Quina Avenida de Nueva York

quinta avenida

Fuente: elmundo.es

Esperemos que esta fotografía nunca llegue a ser una realidad.

Siguiendo con el tema de las masificaciones, los lugares con alta biodiversidad tampoco se salvan de los turistas irrespetuosos. Como explica La Cosmopolilla en su blog, ver el desove de tortugas es una imagen maravillosa y saber como una manada de turistas lo obstaculizó en la playa de Ostional en Costa Rica, entristece enormemente. Puedes verlo en este vídeo. ¿Qué derecho tenemos en perturbar la vida de estos animales que sólo siguen su instinto de supervivencia y no hacen daño a nadie? Prohibir ver estas maravillas de la naturaleza, tampoco es la solución. Lo mejor es optar por los avistamientos controlados y supervisados por los técnicos de los parques naturales.

¿Existe alguna alternativa al turismo de masas?

Sí que existe y se denomina turismo sostenible, el cual se entiende por cualquier tipo turismo que disminuya el impacto ambiental sobre el territorio y la sociedad, y además que los beneficios repercutan directamente en el destino y en sus habitantes. Dentro de este turismo, existen diferentes tipos que seguro has oído hablar: ecoturismo, turismo responsable, turismo rural, turismo solidario, etc.

Veamos algún ejemplo…

EcoMind Travel es una empresa de viajes sostenibles que fomentan “el respeto por el medio ambiente y las comunidades locales, además de la inmersión cultural y el componente de aprendizaje.” Ofrecen viajes en grupo a Tailandia, Nepal, Escocia, Marruecos, Costa Rica y la India. En este post te lo explicamos mejor.

Otra opción, es la asociación sin ánimo de lucro Waves for Development que une el surf, el turismo sostenible y el voluntariado. De esta forma, los surfistas practican su deporte favorito a la vez que contribuyen a desarrollar la comunidad local de Lobitos, en Perú. Si quieres más información, en este post te damos más detalles.

¿Y que más puedes hacer para ser un turista sostenible?

  • Contactar con gente local que te enseñe aquellos lugares que no están dentro de los circuitos turísticos.
  • Escoger alojamientos respetuosos con el entorno y con las personas, o bien, algún establecimiento regentado por gente del país, de esta manera te aseguras que el dinero va a parar a la gente de la zona y no a grandes cadenas multinacionales.
  • Intenta contaminar el mínimo posible en el lugar de destino: camina, haz excursiones en bicicleta o comparte coche.

go-green

  • Si tus vacaciones te lo permiten, puedes viajar fuera de temporada alta, de esta manera ayudas a repartir la presión en el territorio.
  • Si te apetece, puedes calcular la huella ecológica del viaje y compensar el CO2 emitido con algún proyecto ambiental y/o social.
Huella-de-carbono-Cuánto-CO2-texto3

Fuente: consumoeficiente.org

En la web y el blog de Tuanys encontraras consejos y propuestas para ser un turista sostenible y responsable! ¿A qué esperas?

Cristina @laecoturista

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s